Datos personales

Mi foto
Soy una persona inquieta, que ama la vida en toda su extensión de la palabra y disfruta escribiendo lo que percibe de ella, saboreando cada palmo de lo vivido. soy terapeuta holistico.

miércoles, 29 de octubre de 2008

Una visita inesperada




A medio de la noche llego un viajero vestido de un negro impecable, traía un sombrero que hacia sombra sobre su rostro para evitar que alguien se fijase en él y le reconociera. Bajo su manto se perfilaba un bulto que hacia ver a todas luces que portaba un objeto largo y un tanto curvo, que no quería fuese visto.

Llego a orillas de un río, donde se encontraban muchas personas acampando, se acerco a un grupo de personas que se encontraban junto a una fogata, busco una gran piedra y se sentó. Los destellos del fuego le daban un misterioso misticismo especial, haciendo resaltar su figura un tanto extraña. Los reunidos ahí le ofrecieron algo de beber para que se repusiera del posible viaje realizado. Tomo en sus manos lo que le ofrecían y tomo un sorbo. Hizo una mueca de agradecimiento y lo regreso.

Uno de los reunidos que parecía el organizador y responsable de dicha reunión, le preguntó viendo directo a su figura misteriosa.
-Señor ¿ha sido largo su camino? Si desea puede quedarse en nuestra compañía esta jornada-
El hombre misterioso asintió con su cabeza con un gesto de agradecimiento.
De pronto les pregunta con una voz un tanto cavernosa.
-Señores… ¿han visto al barquero? Necesito de sus servicios…
Todos se miraron unos a otros, preguntándose quien era ese personaje. ¿Sería el que ellos estaban pensando? Poco apoco se fue apodéranos un escalofrío en sus cuerpos, era como si de pronto el viento se hiciera gélido… sepulcralmente gélido…

Ellos sabían de la leyenda de dicho río. Sabían que se decía, que ahí se encontraba Caronte y que la muerte solía visitarle de vez en vez cuando algo se le dificultaba.

El barquero era el encargado de transportar el alma de quien había muerto a través de la laguna Estigia o el río Aqueronte hasta el reino del inframundo gobernado por el Hades.
Y este personaje solía rechazar a los pasajeros que no pagaban su traslado, así que cuando la muerte se quería ahorrar las pesquisas para llevarse a alguien, y ese alguien era escurridizo primero preguntaba a Caronte si su anfitrión próximo tenía pasaje
comprado. Pues le era muy molesto llegar a llevarse a alguien que no podía irse y su trabajo se iba abajo, ya que sus órdenes era que sin pasaje no se llevara a nadie.

Los reunidos se preguntaban, quien sería el próximo… en caso de ser quien pensaba que era…. Tenían miedo de dormir y no despertar trataron de ver entre las sombras si alguna figura se perfilaba allá en río… les pareció ver entre la bruma de la noche unas líneas que dibujaban una barca… ¿Sería tanto su miedo que veían lo que no deseaban ver?

Querido lector ¿Que pasara durante la noche? ¿Sucederá algo?

Usted que cree


Celia Rivera Gutiérrez
Cd. Obregón Sonora, México
Octubre 29 del 2008

22 comentarios:

Adolfo Payés dijo...

Bueno la verdad que pasara lo que tendrá que pasar, pero la intriga ahí esta todo dependerá de la escritora que nos deja con el deseo de saber lo que seguirá...

saludos me gusta un abrazo

Terox dijo...

Nunca se sabe...

mares dijo...

Un poco escalofriante pero magnífica como todas tus historias.

Besito desde Cuba.

Roberto Esmoris Lara dijo...

...Y....estas cosas siempre terminan mal....por eso habrás abierto este paréntesis, para resolverlo.

Después te cuento, amiga.

Besos
REL

©Claudia Isabel dijo...

Celia, gracias por tu visita...que lindo tu espacio, me tomaré el tiempo para leer tranquila...
Un gusto!
Abrazos

Celia Rivera Gutierrez dijo...

Gracias Adolfo, ¿que pasara? ¿Que final se te ocurre que se puede tener, ¿macabro o diáfano?

Gracias por tu visita y un abrazo para ti con mi afecto
Celia

Celia Rivera Gutierrez dijo...

Gracias Terox
Tienes razón nunca sesabe... pero si tú tubieras que continuarlo ¿que camino seguirias?

Saludos

Celia Rivera Gutierrez dijo...

Mares un gusto muy grande encontrarte en mis letras y te doy un abrazo calido para quitarlo escalofriante de mis letras.

Un abrazo desde México para ti mi hermana cubana
Celia

Celia Rivera Gutierrez dijo...

REL
estas cosas teminan como queramos que terminen, puede ser con un explendido día o con una noche eterna. ¿Como te gustaría que fuera?, ahí podemos modificar el destino con cualquiera de los distintos caminos a seguir. ¿cual camino seguirias?

Abrazos y besos,y espero me cuentes eso que parece más misterioso que mi personaje.
Cuentame que me pones curiosa
Celia

Celia Rivera Gutierrez dijo...

©Claudia Isabel
Es un honor tenerte en mis letras, bien venida Claudia siéntete en tu casa

Un abrazo y mis felicitaciones por tan merecido homenaje que tuviste.
Celia

Terox dijo...

Pues como dicen, todos los caminos llevan a Roma, o lo único seguro es la muerte y los impuestos.

Es lo mismo del relato de La muerte en Samarkanda.

Como decimos por acá, cuando la pedrada va para el perro, ni aunque se meta en el cafetal...

Celia Rivera Gutierrez dijo...

Terox
Acuérdate de mi otro cuento el de "Apoco creibas que era cierto"
Ahí la muerte fue eludida por buen tiempo gracias ala generosidad de un hombre.
Es cierto que la muerte es lo único seguro que tenemos, pero no tiene que ser la cita pronto. Ahora ¿que tal si no era la muerte? Sino otro personaje

Saludos

Terox dijo...

El que busca encuentra... si era la calaca y venía por vos, no hay nada que hacer... eso no quita se debe "pulsearla" hasta el final... lo que no tiene sentido es tratar de "engañarla"...

IN-A-RED-DREAM dijo...

Ya vine a visitarte aqui jejeje
este... osea... eso de las almas y todo eso como que yo no vi nada!
uy!! aqui sera haloween!!
Saludos!! oye... yo como que te eh visto en otro lado... no me recuerdo donde pero aqui en la net... me inquieta no recordar...

Celia Rivera Gutierrez dijo...

Gracias Terox.
a la muerte no se le engaña, pero aún no sabemos si es ella el personaje que llego misterioso.

Saludos
Celia

Celia Rivera Gutierrez dijo...

Gracias por tu visita IN-A-RED-DREAM
No, no es haloween, son mis cuentos muy variados de temática, si no te gusto disculpa que te invitara, estas en tu derecho en la elección de tus gustos.
En cuanto si me has visto en otro lado, quizá sea verdad pues escribo en otre página donde escriben muchos otros compañeros de habla ispana. Y también he dejado comentarios en múltiples escritos de otras personas, que quizá algunos sean tus contactos. Ahora, que en este planeta existen tantos seres humanos, que la naturaleza quizá echo mano de los mismos moldes para hacer nuestra figura y terminamos pareciéndonos unos a otros. Debo de tener por lo menos unos 7 dobles en el mundo. ¿No crees?
Gracias por tu visita

Roy Jiménez Oreamuno dijo...

La noche es cómplice de muchas cosas que el día no lo permite, espero que mis noches sean tranquilas y en paz.

Esa historia de la mitología es fantástica y causa cierto temor no andar la moneda exigida, desde ahí ya se vislumbraba el comercio de almas.
Saludos

TEA CUP CLUB dijo...

Nunca se sabe, pero pronto se sabra.

Siempre es bello venir a tomar tecito a tu rinconcito, un honor leerte.

Besos

Veronica Villatoro
Fundadroa Internacional

Celia Rivera Gutierrez dijo...

Roy Jiménez Oreamuno
Yo también espero que tus noches sean tranquilas.

Tienes tazón, todo tiene un precio, hasta el transporte de la vida a la muerte. Nada es gratis en la vida, el nacer nos causa dolor al ser paridos, al morir volvemos sentir ese dolor. Ese es otro precio.

Un abrazo Roy

Celia Rivera Gutierrez dijo...

TEA CUP CLUB
Gracias por anexarte a las incognitas de mis relatos y cuentos, es un honor tenerte aquí conmigo.
Un abrazo y un beso de mi parte
Celia

Neverknowsbest dijo...

Jejejeje, no quiero estropearte la historia pero, si fuera por mí, pensaría que todos están muertos ya.

¿Por qué si no tendrían tanto miedo personas que están acampando a la vera de un río? Yo diría que estarían más que acostumbrados.

Quizás todos ellos estuvieran ya muertos y sólo el misterioso caballero fuera el que acepta la muerte, por eso quiere diferenciarse de los demás y no compartir ni participar de sus ritos y sus actos típicos de la vida. Quiere buscar al barquero porque es el único que desea descansar en paz, y no quedarse en la noche eterna como los demás, que no pretenden pagar al barquero para que los lleve.

Sé que lo más seguro es que esté equivocado, pero ya te lo he dicho mil veces. Me inspiras.

Celia Rivera Gutierrez dijo...

Neverknowsbest
Gracias por tu aportacion, pero quiero preguntarte algo que no sea aquí, ¿puedes escribirme a mi correo que coloque provisionalmente en mi perfil para decirte de que se trata señor inspirado?.
Gracias por la que te sirvas
Celia

visitantes